Dólar Blue Dólar Oficial Euro Blue Euro Oficial
Compra: $15.91
Venta: $16.31
Compra: $15.80
Venta: $16.20
Compra: $16.92
Venta: $17.89
Compra: $16.70
Venta: $17.70
Real Blue Real Oficial Libra Blue Libra Oficial
Compra: $4.67
​Venta: $5.28
Compra: $5.00 
Venta: $5.40
Compra: $19.99 
Venta: $20.48
Compra: $20.0214
Venta: $20.1954

Volvió a crecer la actividad económica en Agosto por impulso del consumo interno

Recuperación pese al viento de frente

El indicador de actividad económica que elabora el Indec estimó un crecimiento anual del 2,6 por ciento, marcando un repunte de la tendencia observada en los meses anteriores. Buen desempeño de la construcción.

La actividad económica registró durante el mes de agosto un crecimiento de 2,6 por ciento frente al mismo período del año pasado. Con esas cifras el indicador que difunde el Indec acumula un aumento anual promedio de 2,3 por ciento en los primeros ocho meses de 2015, en sintonía con las estimaciones oficiales de incremento del PIB. El mercado interno es el principal factor para explicar ese desempeño. Las políticas de ingresos desplegadas por el Estado y la incorporación de las mejoras salariales acordadas en paritarias representan dos impulsos fundamentales para sostener ese pilar del crecimiento.

El dinamismo en la actividad de la construcción motorizada por las iniciativas estatales y, en menor medida, una leve reactivación del sector industrial, también contribuyen a sostener el impulso en la economía en un escenario donde el frente externo presiona en sentido opuesto. La fuerte retracción en los precios internacionales de las materias primas, el menor crecimiento de China y la recesión autoinflingida de Brasil, principal destino para los bienes industriales, explican la contracción de las exportaciones argentinas. La existencia de un excedente de divisas es fundamental para sostener un proceso expansivo en el país.

Sin señales de salida para el escenario de estancamiento en el que se encuentra la economía global, a siete años del estallido de la crisis internacional, el gobierno argentino proyecta que el PIB registrará un incremento de 2,5 por ciento. Con viento de frente –así describen en el equipo económico a la fuerte contracción en el precio de los commodities– y el pobre comportamiento de los principales socios comerciales del país, el motor del crecimiento proviene del consumo interno (público y privado). Los cálculos del Ministerio de Economía y los datos publicados por el Indec contrastan con las cifras utilizadas por el Fondo Monetario Internacional. Atentos a la histórica subestimación del desempeño macroeconómico nacional, los técnicos del organismo multilateral prevén un incremento de 0,5 por ciento del producto durante 2015.

Un dato relevante que respalda el desempeño del Estimador Mensual de Actividad Económica (EMAE), una aproximación a crecimiento del PIB, es el comportamiento del mercado de trabajo. Los datos del sistema previsional comenzaron a reflejar a partir del segundo semestre una mejora en la creación de puestos de trabajo en el sector privado, impulsado por la actividad de la construcción. Entre enero y agosto, esa actividad registró una mejora de 7,8 por ciento de acuerdo al ISAC divulgado por el Indec. Las nuevas cifras para ese indicador se conocerán antes de fin de mes, pero revelan al sector como el componente más dinámico de la inversión.

Si bien la demanda interna es fundamental para sostener la expansión, uno de los elementos centrales de ese proceso desde la salida de la convertibilidad está ausente: la actividad industrial está estancada. Los datos sobre la producción fabril difundidos ayer por el organismo estadístico revelan un incremento de 0,2 por ciento interanual en septiembre, que acompaña la leve mejoría observada a lo largo de los últimos meses (ver aparte). El desempeño de la molienda de cereales y oleaginosas, la industria papelera, el bloque plástico y la producción de insumos para la construcción, fundamentalmente cemento, son la contracara de una alicaída industria automotriz. Durante los primeros nueve meses del año la producción fabril acumuló un retroceso de 0,6 por ciento.

Fuente: http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-284757-2015-10-27.html
SHARE
    Comentar con Blogger
    Comentar con Facebook