Dólar Blue Dólar Oficial Euro Blue Euro Oficial
Compra: $15.91
Venta: $16.31
Compra: $15.80
Venta: $16.20
Compra: $16.92
Venta: $17.89
Compra: $16.70
Venta: $17.70
Real Blue Real Oficial Libra Blue Libra Oficial
Compra: $4.67
​Venta: $5.28
Compra: $5.00 
Venta: $5.40
Compra: $19.99 
Venta: $20.48
Compra: $20.0214
Venta: $20.1954

Paritarias "pírricas": pese al esfuerzo fiscal, Macri logra sólo a medias su objetivo de un inicio normal de clases

Todo parecía indicar que las clases iban a iniciarse este lunes con normalidad.

Después de todo esa había sido una de las principales consignas de campaña de Mauricio Macri. "Tenemos que apoyar, reivindicar, pagar bien a los docentes", repitió en más de una ocasión.

La pacificación del frente educativo constituía entonces una meta clave en el arranque de su gestión. No sólo para contrarrestar el impacto negativo en la imagen que tuvo la devaluación y el tarifazo, sino también para marcar una diferencia con el kirchnerismo.

Sin embargo, las cosas resultaron un poco diferente a lo previsto y el Gobierno tuvo que conformarse con mucho menos. Es que, pese al esfuerzo fiscal extra de 10.000 millones por parte de la Nación, este lunes no hay clases en al menos 7 provincias, casi un tercio del país.

Ese es el caso de Mendoza, Neuquén, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, junto conCórdoba y Santa Fe, dos distritos con un padrón importante de alumnos y de signo diferente al del oficialismo. En todos los casos, piden subas superiores al 30%.

En tanto, en la Ciudad y en Buenos Aires comenzarán, si bien los sectores opositores irán al paro. Por ello no habrá en al menos 10 distritos de la provincia -que concentran casi la mitaddel alumnado.

Lo mismo ocurrirá en Misiones, Catamarca y Santiago del Estero. El resto de las provincias firmaron acuerdos salariales con sus respectivos gremios, tras el dificultoso cierre de la paritaria nacional, alcanzado recién el jueves pasado.

Luego de marchas, contramarchas y la reacción de los gobernadores, el Ejecutivo aceptósacrificar más recursos de los deseados y aumentó en $100 la asistencia a las provincias, para elevar el salarió mínimo de la actividad a $8.500 en julio.

El arreglo implicó:

- Una recomposición del 40,2% en dos tramos para la categoría más baja.

- En términos remunerativos, un aumento general promedio del 32%, según precisó la cartera educativa.

De ese modo, el Gobierno apuntó a irradiar una pauta del 25% que, sumada al aporte defondos nacionales, permite elevar los ingresos inicial en hasta 7 puntos.

El esquema le metió presión a las provincias, donde en varios casos resultó insuficiente laayuda ofrecida y se encontraron con que tenían sólo tres días para cerrar acuerdos, antes del comienzo de clases.

Uno de las claves era resolver la situación en Buenos Aires, lugar en el que finalmente el sábado el Frente Gremial y Docente Bonaerense (Suteba, Feb, Udocba y Sadop), convalidóuna oferta total del 34,6% para el cargo testigo (preceptor) que lleva el sueldo a $8.760 en julio.

Con María Eugenia Vidal al mando de la provincia, Macri apostaba a evitar los cortocircuitosrecurrentes que protagonizaron Cristina Kirchner y Daniel Scioli en los últimos años.

En más de una ocasión, la ex Presidenta no dudó en cerrarle el grifo de fondos al ex gobernador para hacerle pagar por su oficialismo ambiguo. Aun cuando ello detonarafuertes conflictos como el del año pasado, cuando los maestros bonaerenses pararondurante 17 días.

Por otra parte, el macrismo necesitaba cerrar el capítulo educativo para encarrilar ladiscusión salarial por debajo del 30% para así acercarse a las metas de inflación previstas.

Sucede que en el sector privado aún no está claro si los empresarios convalidarán "miniparitarias".

En tanto, la reunificación en marcha de las CGT -de la mano de Hugo Moyano, Luis Barrionuevo y Antonio Caló- amenaza con obligar al Presidente a ceder más recaudación connuevos cambios en Ganancias.

Sin embargo, la misión que se habían propuesto en la Rosada quedó a medio camino. En los últimos días las autoridades lo reconocieron al reducir sus expectativas.

Lejos de aspirar a tener clases en todo el país, ahora se contentan con huelgas parciales y de corto alcance.

"Doy por destrabado el tema en la paritaria nacional. Creo que esta inversión, por más que pueda haber un conflicto todavía pequeño, no va a ser prolongado como los que hemos vivido otros años", destacó el ministro de Educación, Esteban Bullrich.

Asimismo, la rebelión docente metió ruido en municipios importantes de la región bonaerense, que se suponía eran un bastión del macrismo. Por lo pronto, todavía no está claro qué cifra de todas las que circularon en la paritaria docente será tomada como piso en la actividad privada.

Ruido
Con conflictos en siete provincias como marco de fondo, el macrismo recibió como una bocanada de aire fresco la resolución de las paritarias en la Ciudad y Buenos Aires, dos distritos que concentran la mitad del alumnado de todo el país.

Tanto Horacio Larreta como Vidal, acordaron subas cercanas al 35% para las categorías más bajas con los principales gremios, liderados paradójicamente por dirigentes kirchneristas.

No obstante, no pudieron evitar que surgieran focos de conflicto.

En territorio porteño, UTE, el principal gremio docente, resolvió comenzar las clases el 29 de febrero, tras rechazar la oferta y definir un plan de lucha sin paro. Pero el sindicato opositorademás se pronunció por la huelga, en rechazo al acuerdo que, según los sindicalistas,contiene importantes sumas en negro y perjudica a la mayoría de los escalafones.

"Toda la primera parte del incremento, el de marzo, que se recibiría en abril y hasta agosto, es todo dinero en negro: esto significa que en un marco de inflación y devaluación, los jubilados no cobran un solo peso de aumento", señaló el secretario general de Ademys, Jorge Adaro.

En Buenos Aires, Vidal logró el compromiso de paz social por parte del Suteba -conducido por Roberto Baradel- luego de elevar 1 punto la oferta inicial del 24% que, junto con losaportes nacionales, llega al 34,6%.

Así, el sueldo inicial pasa a $7.904 en febrero, para alcanzar $8.846 en marzo y a $9.801 en julio.

El gremio aceptó la propuesta este sábado tras procesar las planillas enviadas por sus delegaciones. Sin embargo, las seccionales combativas denunciaron fraude y llamaron al paro.

Es más, advirtieron que dicha propuesta también fue rechazada en varios municipios afines a la conducción, como Lomas de Zamora, Malvinas Argentinas, Esteban Echeverría, San Martín- Tres de Febrero, Mar del Plata, José C. Paz, Ituzaingó, General Rodríguez, y Mercedes.

La divergencia no es menor si se tiene en cuenta que los opositores a Suteba representan el40% de los afiliados. Por ello, este lunes Quilmes, La Matanza, La Plata, Ensenada y Tigre semovilizarán a La Plata junto con los estatales de ATE contra los despidos, el ajuste y por unsalario acorde a una canasta de $16.000.

Al igual que en Córdoba y Santa Fe, rechazan los montos asignados a cada tramo, elachatamiento del básico y la ruptura de las escalas, por la percepción de sumas en negroque no computan para antigüedad, aguinaldo y jubilación.

Es que si bien la suba del cargo inicial puede llegar hasta el 35%, el resto de las escalasrecibirá ajustes muy inferiores que, en algunos casos, llegan al 22%.

Esto, producto de las sumas fijas y de que a partir de los $18.80, los solteros paganGanancias, tras los anuncios del Gobierno.

Así, un director de escuela con 20 años de antigüedad, que en julio percibirá una sueldo de$20.532 en julio, perderá la mejora de casi $1.200 por las retenciones impositivas, según las estimaciones del Suteba Matanza.

En cambio, el cargo inicial de preceptor recibirá $2.300 de incremento. Ahora si posee dos (cargos) y 20 años de antigüedad, en julio pasa a ganar $22.100, es decir por encima del máximo escalafón, que es director de escuela.

"El Gobierno y los dirigentes de CTERA están preocupados porque aunque hayan cerrado por encima, por abajo hay mucha presión. Nos ajustan a nosotros, pero le perdonan las retenciones a los grandes empresarios", dijo a iProfesional la secretaria adjunta de Suteba Matanza, Graciela Calderón.

La cifra
Los motivos de las idas y vueltas del Gobierno han sido la preocupación por el porcentaje de aumento y la asistencia a las provincias. Macri lo hizo evidente hace una semana, cuando dio de baja el acuerdo al que habían llegado Bullrich y los docentes a nivel nacional.

La resistencia inicial del Presidente a poner por escrito la cantidad de fondos nacionales no era un capricho. Ese vacío le permitía maniobrar con los gobernadores para negociar recursos a cambio de voluntades en el Congreso.

Pero visto en el dilema de sacrificar la paz social o parte de la caja, finalmente optó por la segunda opción y aportó fondos extra.

Para no envalentonar a los gremios, el ministro de Educación, Esteban Bullrich, precisó que la mejora sólo alcanzaba a un 5% de los 1,2 millones de maestros de todo el país.

En las últimas horas, la gobernación bonaerense también minimizó el daño fiscal. "La provincia siempre dijo que iba a poner un 25%. La cifra está dentro de nuestros parámetros", dijeron a este medio desde el entorno de Vidal.

La aritmética macrista, sin embargo, no alcanzó para lograr el objetivo de 180 días de clases en la totalidad del país. El Gobierno se tuvo que conformar con menos.

Fuente: http://www.iprofesional.com/notas/228249-Paritarias-prricas-pese-al-esfuerzo-fiscal-Macri-logra-slo-a-medias-su-objetivo-de-un-inicio-normal-de-clases
SHARE
    Comentar con Blogger
    Comentar con Facebook