Dólar Blue Dólar Oficial Euro Blue Euro Oficial
Compra: $15.95
Venta: $16.35
Compra: $15.75
Venta: $16.15
Compra: $16.80
Venta: $17.77
Compra: $16.70
Venta: $17.70
Real Blue Real Oficial Libra Blue Libra Oficial
Compra: $4.63
​Venta: $5.24
Compra: $5.00 
Venta: $5.40
Compra: $20.06 
Venta: $20.55
Compra: $20.0835
Venta: $20.2581

Alerta por atraso cambiario: según el Índice Big Mac, el dólar en la Argentina debería cotizar a $16,87

El tipo de cambio que marcan las pizarras de los bancos y casas de cambio a $15 indica una sobrevaloración del 13% para la moneda nacional respecto del precio que debería ofrecer según la referencia que marca la famosa hamburguesa a nivel global


Los industriales no se animan a decirlo pero, cuando hablan off the record, muchos señalan que este valor del dólar, luego de la fuerte suba de costos, no les queda demasiado "cómodo" para exportar.

Algunas consultoras reflejan en algunos papers esta inquietud que tiene parte del sector productivo. De hecho, desde Fundación Mediterránea aseguran que si bien el billete verde acumuló un salto del 50% desde fines de 2015, en términos reales ya se perdió más de la mitad de ese avance.

Incluso, el economista Jorge Vasconcelos consideró que el tipo de cambio quedó en un "nivel magro", si se tiene en cuenta que la relación peso-dólar hasta el año pasado, descontando la inflación, se equiparaba a la de los problemáticos momentos en que colapsaba el régimen de convertibilidad.

En este contexto, cada cámara empresasaria tiene su propia visión acerca de a cuánto debería cotizar la divisa estadounidense.

Incluso, las distintas economías regionales, que todavía no experimentaron el esperado boom exportador, tienen su "número mágico".

Es decir, mirado desde el punto de vista del sector productivo, el debate sobre el precio "ideal" del billete verde abre un abanico tan amplio como ramas de actividad existen.

Sin embargo, los economistas siempre miran con atención cada vez que se actualiza uno de los "termómetros" más difundidos a nivel internacional para medir cuán devaluados o revaluados están los signos monetarios de cada país: el índice Big Mac, elaborado por The Economist.

La publicación compara el precio de la famosa hamburguesa de McDonald´’s en varias naciones del mundo y, según cuánto se aparte del valor que rige en Estados Unidos, determina si el dólar está por encima o por debajo.

La ecuación a partir de la cual se construye el indicador es que con la misma cantidad de dólares convertidos se debería poder comprar el mismo producto en todos los países.

La conclusión que se desprende de la última edición del Big Mac Index es que el tipo de cambio en Argentina debería ser de $16,87.

Es decir que el dólar en la plaza doméstica tendría que ubicarse un 13% por encima del precio actual, que es de alrededor de $15.

¿Cómo se calcula?

Para quienes no están tan familiarizados con el Big Mac Index, hay una cuestión metodológica no menor.

El precio de esa hamburguesa en la Argentina es "tomado con pinzas" por los economistas. De hecho, a partir de 2011 decidieron readaptar el índice y considerar como válido el valor de otro producto de la cadena: el Cuarto de Libra.

Sucede que en épocas del kirchnerismo, el entonces secretario de Comercio, Guillermo Moreno, había presionado a la compañía para que congelara el precio del Big Mac. Con esa intervención, el funcionario se "garantizaba" que la Argentina quede entre las naciones más competitivas en términos cambiarios.

En esos momentos, los expertos comenzaron a tomar como referencia al Cuarto de Libra, ya que es una hamburguesa que vale prácticamente lo mismo que el Big Mac en otras partes del mundo.

Así, al suprimir el "efecto Moreno", este "índice mejorado" muestra la situación del tipo de cambio de manera más fidedigna.

De hecho, el precio actual del Big Mac en el mercado interno sigue desfasado: cuesta $50, un 41% menos que el Cuarto de Libra.

En otras palabras, se terminó la intervención del INDEC pero quedó el "resabio" de Guillermo Moreno en las pizarras de McDonald's.

Ahora bien: si se toma como referencia al Big Mac, entonces la conclusión es que el peso argentino está subvaluado un 33%. Mucho más que Uruguay (20%) y Brasil (7%).

Pero, como se mencionara, esto responde a que esta hamburguesa con dos medallones de carne quedó con un precio muy bajo. Al tipo de cambio actual, cuesta unos u$s3,35 frente a los u$s5 que sale en Estados Unidos.

En cambio, si se toma el Cuarto de Libra, como aconsejan los economistas, la posición de laArgentina cambia.

Hoy día, este producto cuesta unos $85 en promedio en locales porteños. Esto equivale a unosu$s5,69 tomando la cotización del billete verde que regía en el momento en que se publicó el informe.

Dado que en EE.UU. vale u$s5,04, esto implica que el precio doméstico se encuentra un 13% más elevado (ver cuadro).


En resumen, para que el valor de la hamburguesa en la Argentina se equilibre con el de la casa central de McDonald´s, entonces el billete verde debería estar un 13% por encima del nivel actual, lo que lo llevaría hasta los $16,87.

Si se considera esta referencia, el país no sólo se ubica por encima de Estados Unidos, sino que también se posiciona en niveles similares a naciones desarrolladas como Suecia yNoruega (ver cuadro).


Fundamento hecho hamburguesa

El fundamento teórico tras el Big Mac Index es la es la Teoría de la Paridad de Poder Adquisitivo que sostiene que el tipo de cambio de equilibrio es aquel que permite igualar elcosto de las canastas de las distintas naciones, ya que "aquellos productos que sonequivalentes deberían converger a un precio único cuando éste se mide en la misma moneda".

Sin embargo, esto casi nunca ocurre. Y son justamente estas diferencias relativas de precios las que le permiten a The Economist dar pistas sobre qué tan subvaluadas o sobrevaluadasestán las diferentes divisas:

• En los casos en los que el valor del Big Mac (medido en dólares) es más elevado que enEstados Unidos, esto da indicios de que la moneda está apreciada y que hay riesgos de devaluación.

• Por el contrario, si la hamburguesa está más barata, entonces estaría marcando que el signo monetario de una nación se encuentra debilitado.

En la práctica, los datos que fue arrojando este "termómetro" desde su creación anticiparon con bastante grado de precisión lo que luego terminó sucediendo con el tipo de cambio en la Argentina.

Esto se pudo observar justo antes del colapso del 1 a 1, así como también en épocas en las que ahora ex ministro de Economía, Axel Kiciloff, debió realizar una devaluación "a la fuerza", pese a que sostenía que no había atraso cambiario.

En la actualidad, los $16,87 a los que debería cotizar el billete verde, según se desprende del índice, no están tan lejos de los $15 que muestran las pizarras de los bancos y casas de cambio,

Además, que en el mercado de dólar futuro se esté negociando la divisa estadounidense a $16,20 para el mes de diciembre, es una muestra clara de que el "termómetro" construido en base al sándwich de la cadena de comida rápida no luce muy desfasado y hasta está reflejando que existe cierto nivel atraso cambiario.

De hecho, según el economista Martín Tetaz, "la Argentina continúa siendo cara" en términos de dólar.

Pero indica que, además del "factor tipo de cambio", existen otros tres componentes que inciden en la competitividad de un país:

-El fiscal (alta presión impositiva)

-El financiero (tasas de interés y costos bancarios y de financiamiento)

-El logístico

"Para volver a contar con un buen nivel de competitividad, entonces el dólar hoy debería estar a $20, pero sería inviable ese precio. Por eso, hay que recuperar ese terreno reduciendo costos, aumentando la productividad y optimizando los otros factores, más allá del tipo de cambio", resume Tetaz.

En tanto, el economista Mariano Otalora, director de la Escuela Argentina de Finanzas Personales, amplió el debate al destacar que el nivel más conveniente del dólar depende de cada sector de la economía, por lo que considera que "es difícil fijar un número" que sea redituable para todos.

Así, considera que un tipo de cambio de $16,87 -si se tomase el Cuarto de Libra como referencia-, hoy puede ser muy adecuado para algunos sectores que tienen dificultades para exportar o para competir con las importaciones, pero elevado para otros rubros que dependen de insumos del exterior para producir.

Según Tetaz, a la referencia que ofrece el Big Mac Index se le deberían sumar otras variables clave, como la realidad geográfica y el desarrollo social de cada país. De hecho, los niveles de los salarios, servicios y alquileres de la Argentina son diferentes en relación con los de otras naciones.

"Hay ciertas diferencias entre los países. En lugares más desarrollados se pagan salariosmás elevados. Por caso, en Estados Unidos el ingreso de un trabajador de Mc Donald´s equivale a $24.000 mensuales, un nivel por encima del de Argentina", agrega el experto.

"Si bien luego hay que hacer un análisis más fino, este indicador igualmente es una primera aproximación útil para conocer el nivel de atraso cambiario", completa.

Fuente: http://www.iprofesional.com/notas/236894-Alerta-por-atraso-cambiario-segun-el-Indice-Big-Mac-el-dolar-en-la-Argentina-deberia-cotizar-a-1687
SHARE
    Comentar con Blogger
    Comentar con Facebook