Dólar Blue Dólar Oficial Euro Blue Euro Oficial
Compra: $15.85
Venta: $16.25
Compra: $15.70
Venta: $16.10
Compra: $16.86
Venta: $17.83
Compra: $16.70
Venta: $17.70
Real Blue Real Oficial Libra Blue Libra Oficial
Compra: $4.66
​Venta: $5.27
Compra: $5.00 
Venta: $5.40
Compra: $20.01 
Venta: $20.50
Compra: $20.0344
Venta: $20.2088

El ministro de hacienda sostuvo que el rumbo de la economía "esta encarrilado"

Prat-Gay vive en su realidad paralela

A pesar de los 200 mil despidos, la inflación por arriba del 45 por ciento y la caída de 2 por ciento del PIB, el funcionario sostuvo que el Gobierno “evitó la crisis que se venía”. Anunció una reforma a la ley de mercado de capitales.


“Siete meses después podemos ver que, con una buena política, el rumbo se está encarrilando”, sostuvo ayer el ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, durante una disertación en el XI Foro Económico organizado por Thomson Reuters. “Da tranquilidad ver que las cosas efectivamente están funcionando”, agregó el funcionario, que parece describir un país distinto al que ya contabiliza cerca de 200 mil despidos y se encamina a cerrar el año con la mayor inflación en tres décadas y con una contracción de la actividad económica superior al 2 por ciento. Ante un nutrido grupo de empresarios, Prat-Gay sostuvo que las medidas implementas en los ocho meses de gobierno macrista fueron bajo un criterio “gradualista”. Y redobló la apuesta: “No hay un escenario alternativo respecto de si Argentina no crece”. El ministro aprovechó el escenario para publicitar el blanqueo de capitales. Según dijo, de la suerte de esa operación dependerá el volumen de deuda que tome el país el año próximo. También anunció que enviará al Congreso un proyecto para modificar el marco legal del mercado de capitales (ver aparte), el cual fue reformado hace apenas tres años.

No es la primera vez que el Gobierno intenta convencer de que se está ante una mejora que nadie llega a ver. Durante la primera parte del año las declaraciones estuvieron concentradas en justificar el ajuste en la promesa de un segundo semestre de recuperación económica. En junio, cuando todo reflejaba que no se avecinaba esa mejora a partir de julio, Prat-Gay afirmó que el semestre comenzaría después de septiembre y, para el caso de la inflación, ni siquiera empezaría este año. Ahora la estrategia parece ser intentar convencer a la ciudadanía de que la mejora comenzó y que el país se salvó de una crisis gracias a las medidas implementadas.

En la conferencia de ayer volvió a describir ese país. Sostuvo que desde que asumieron, “todos los ministros han hecho un esfuerzo enorme porque teníamos que torcer el rumbo”. Tal como había sostenido en las últimas semanas, reiteró que las políticas implementadas permitieron que el país vaya en la dirección correcta. “Íbamos en la dirección de Venezuela”, dijo el funcionario, en referencia a los problemas de desabastecimiento de ese país por la falta de un entramado industrial y la alta dependencia a la exportación de petróleo. La comparación es controvertida en momentos en que las góndolas de los supermercados en la Argentina comienzan a evidenciar faltantes de productos clave de la mesa familiar, mientras se favoreció con devaluación y quita de retenciones al sector agroexportador y minero. La reprimarización de las exportaciones y la apertura comercial está impactando en la actividad de las pequeñas y medianas empresas y en las economías regionales. “Estamos haciendo algo que nunca se hizo: ordenando el desorden y evitando la crisis que venía”, insistió el titular del Palacio de Hacienda.

También contradijo informaciones que proveen consultoras privadas respecto de una lluvia de capitales que no llega. Desde diciembre la fuga de capitales producto de la desregulación del mercado financiero fue mayor al ingreso de divisas, pero el Gobierno continúa haciendo propios los anuncios de inversión que se habían acordado en buena medida durante el kirchnerismo. “En lo que va del año, ya se anunciaron inversiones por más de 30.000 millones de dólares. Conseguir inversiones nos va a permitir generar en la Argentina empleos de calidad”, agregó Prat-Gay. Hasta el momento, los dólares que ingresaron al país fueron por endeudamiento y para aprovechar las altas tasas de interés en pesos. “Estamos transitando el camino del verdadero desarrollo y la inclusión social”, continuó el ministro ante los empresarios. “Estamos sentando las bases de un desarrollo inclusivo”, remató. Respecto al programa financiero del año próximo, anticipó que “va a depender mucho de cómo terminen los resultados definitivos del régimen de transparencia fiscal”, en relación al blanqueo.

Fuente: http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-306537-2016-08-11.html
SHARE
    Comentar con Blogger
    Comentar con Facebook