Ads Top

Criptomonedas pasan a convertirse en activos financieros regulados (El Cronista)



El regulador de EE.UU. informó que todas las emisiones de estas monedas digitales deberán hacerse bajo reglas parecidas a las salidas a bolsas de cualquier compañía

Si la aparición del bitcoin en 2009 pudo tener al principio algo de "romántico" y de aventura, al tratarse de la primera criptomoneda que se lanzaba al mercado financiero, hoy la realidad luce totalmente diferente. Porque se trata de un mercado que creció exponencialmente en tan solo ocho años, a tal punto que hoy pesa por u$s 85.000 millones y cada vez surgen más de estas monedas digitales con las que se puede operar a través de internet.

El tema es que el surgimiento de decenas de émulos del bitcoin en estos años ha anarquizado las transacciones, por lo que llegó la hora (por el volumen negociado, claramente) de que los organismos de control posaran su lupa sobre la operatoria de todo el sector.

En ese sentido, recientemente la "Securities and Exchange Commission" (SEC), encargada de controlar los mercados financieros de EE.UU., avisó que a partir de ahora las emisiones de nuevas criptomonedas deberán estar sujetas a las regulaciones vigentes, las cuales serían similares a las que se exigen para cualquier salida a bolsa.

Es que el sector creció tanto que hace rato que dejó de ser un nicho financiero, para convertirse en un producto de consumo bastante masivo.
De hecho, este año el número de clientes registrados en Coinbase, la bolsa que reúne a todas estas monedas digitales, pasó de cinco millones a más de ocho millones. Y el monto de dinero recaudado desde enero de 2017 en las "Initial Coin Offerings" (ICO, siglas que recuerdan a las IPO, pero de criptomonedas) pasó de u$s1.000 millones a casi u$s1.300 millones.

Para quienes todavía no se sumergieron en este mundo digital, nombres como Tezos, Status, TenX, Bancor (no tiene nada que ver con el Banco de Córdoba) o Ethereum no suenan para nada conocidos.

Pero para quienes vienen invirtiendo en monedas como el bitcoin, saben perfectamente que se tratan de otras alternativas en el muy lucrativo negocio de operar en este mercado. Por tomar un caso, Tezos recaudó en su lanzamiento a principios de julio pasado más de u$s200 millones en tan solo cuatro días. Hasta ahora, es el ICO más exitoso de la historia de este joven sector. Pero no es el único.

Una ambigüedad buscada
Estos movimientos hicieron que la SEC decidiera poner las barbas en remojo de todos y empezar a controlar más de cerca a las futuras criptomonedas. Es que hasta ahora los emisores buscaban ser ambiguos en su descripción de cada ICO, describiéndolas como "divisas", "acciones", o "fichas" ("tokens"), según cada caso, una manera de no llamar la atención sobre las transacciones con estos activos digitales no identificados.

Pero el caso de The DAO, un fondo de inversión que había recaudado u$s150 millones con el ICO de Ethereum, sirvió para sentar jurisprudencia y lograr que la SEC definiera a estas fichas como activos financieros y, por lo tanto, sometidos a las leyes federales, "salvo excepciones válidas". Eso significa que todas los nuevos ICO no serán considerados exactamente bajo las mismas reglas estrictas de las salidas a bolsa de las distintas compañías, sino que el organismo revisará cada caso en particular para definir qué nivel de regulación aplicar. Pero eso no significa que en algunos casos no se lleguen a usar las mismas reglas que las de los IPO.

Por ahora, la SEC no inició acciones legales contra ninguna nueva emisión monetaria, porque pretende que sea el mismo mercado el que se autorregule. Y que además los inversores que decidan participar de los ICO sean ellos mismos conscientes de los riesgos que corren.
Pero las bolsas donde coticen estas nuevas criptomonedas sí deberán estar registradas ante la SEC. El objetivo del organismo es el de minimizar la posibilidad de que surjan otras estafas piramidales al estilo de las que con tanto éxito armó Bernard Madoff.

"Los ICO son un formidable mecanismo de desintermediación dentro del marco del financiamiento de la innovación. Lamentablemente, en el marco de estas operaciones, los inversores no realizan el trabajo de "due dilligence [N.del R.: verificación y control], respecto de la real innovación de los proyectos. Por eso existen numerosas estafas en el sector", explicó Mike Cagney, CEO y cofundador de la empresa de financiamiento personal SoFi.

Derrumbe que espantó
La aparición de la "policía" financiera, encarnada en la SEC, dentro del hasta ahora anárquico mercado de las criptomonedas, tuvo el efecto esperado: las cotizaciones de las distintas divisas registraron fuertes caídas, ante el temor de los inversores de que las futuras reglamentaciones afecten la rentabilidad esperada.

El miércoles pasado, tanto bitcoin como Ethereum perdieron un 7% de su valor. Y desde su pico de principios de junio pasado, cuando el mercado de las criptomonedas llegó a pesar por u$s114.000 millones, el sector perdió un 25% de su valor.

Para la SEC, la "innovación" no puede ser una excusa para que las distintas empresas del sector no cumplan con las leyes que regulan a los mercados financieros, ni para respetar el deber de transparencia respecto de los inversores.

Pero los analistas advierten que este aviso del organismo de control podría afectar al ritmo de los ICO, y que éstos empiecen a desacelerarse en los próximos meses, por lo menos en EE.UU. En la medida en que aumenten demasiado los controles y, por ende, los costos, las criptomonedas pueden terminar yéndose con sus futuras emisiones a otra parte.

Fuente: https://www.cronista.com/finanzasmercados/Criptomonedas-pasan-a-convertirse-en-activos-financieros-regulados-20170731-0031.html

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.