Ads Top

El jueves, último capítulo de la deuda: "Toto" Caputo aprovecha el momento para buscar 2.500 millones de euros (iProfesional)



Podrían llegar a ser tres clases de bonos para tentar a los inversores internacionales, con plazos desde cuatro años y hasta 10. Así cerrarán el programa financiero de este año y encararán la estrategia para conseguir las divisas para el año próximo. Inminentes incorporaciones en Finanzas

Luis "Toto" Caputo bajará la persiana este jueves luego de que emita hasta 2.500 millones de euros en el Viejo continete. Será la última colocación de deuda del Gobierno este año y cerrará de esta manera el Programa Financiero de este año.

Según detallaron fuentes del Ministerio de Finanzas a iProfesional, empezará la gira promocional de la colocación (conocida en la jerga como roadshow) el martes en Londres. Encabezados por el secretario de Finanzas, Santiago Bausili, el equipo seguirá las reuniones con inversores el miércoles en Francfort mientras que esperan lanzar la operación el mismo jueves.
Caputo no estará en la gira que realiza su segundo, ya que tiene su agenda cargada de actividades, pero obviamente estará monitoreando lo que vaya sucediendo desde el Viejo Continente. Los bancos que trabajan en la transacción (BBVA, Citigroup y Santander) tienen la tarea de concluir el sondeo con los inversores para que compren la nueva deuda que vaya a emitir el Gobierno.

La misma fuente de Finanzas indicó que la idea es lanzar al menos dos tramos o, dependiendo de la demanda, tres clases de bonos. No está claro al menos hasta ahora a qué plazos buscará emitir Caputo. "No están definidos, es parte de la negociación", indicaron voceros del Ministerio de Finanzas a iProfesional.

Sin embargo, trascendió por parte de uno de los bancos colocadores que el Gobierno intentaría lanzar títulos a plazos que van de cuatro a cinco años, para uno de los bonos, y de siete a 10 años, para el segundo. En caso de que hubiera demanda para un tercer título, podrían buscar extender el horizonte de vencimientos. 

Esta última emisión de deuda viene después de la controvertida colocación del famoso bono a 100 años. En esa oportunidad, el Gobierno se hizo de u$s2.750 millones pagando un rendimiento del 7,9% que generó polémica entre los economistas y la oposición por el plazo del endeudamiento.

Pero la nueva incursión oficial por el Viejo Continente no será la primera en la era Macri. En agosto del año pasado, cuando todavía estaba Alfonso Prat Gay como ministro de Hacienda y Finanzas, el país volvió a emitir deuda en Europa después de 15 años.

En ese momento, la Argentina emitió deuda en euros por un total de 2.500 millones en dos tramos, a plazos de cinco y 10 años. El rendimiento para el bono en euros con vencimiento en enero de 2022 se ubicó en torno al 3,875% mientras que para el título a enero de 2027 la tasa ofrecida fue del 5% anual.

Sea como fuere, el macrismo ya lleva emitidos bonos por más de u$s100.000 millones desde que asumió el poder. 

Del Banco Nación a Finanzas
En paralelo empezó a circular el rumor, cada vez con más fuerza, de que Alejandro Henke -ex director del Banco Nación- iría a la cartera conducida por Caputo como secretario de Financiamiento.

Ese cargo está vacante desde que el anterior funcionario, Patricio Merlani, fuera designado como CFO (director financiero) de Fonplata, el Fondo Financiero para el Desarrollo de la Cuenca del Plata, un organismo multilateral conformado por Argentina, Bolivia, Brasil, Paraguay y Uruguay, que ofrece crédito y recursos no reembolsables del sector público. 

Henke, quien en el mercado señalan como el inminente reemplazo, es uno de los ex Banco Nación que salieron en forma poca clara en los últimos días. Javier González Fraga, el número uno de la entidad bancaria más grande de la Argentina, hizo renunciar al vicepresidente Enrique Vaquié, que será reemplazado por Juan José Gómez Centurión, y a los directores Luis Ribaya y Henke. 

Los tres habían sobrevivido después de que fuera eyectado Carlos Melconian, y al parecer Gonzalez Fraga notó ciertos cortocircuitos con estos funcionarios y decidió pedirles la renuncia para colocar gente propia.

Así, Henke que rápidamente abrazó las banderas del macrismo si bien venía de la actividad privada (fue fundador de Proficio Investment) y lejos de la política. Pero su cercanía con el mundo financiero hizo que tuviera muy buenas migas con Caputo, quien ahora está impulsando su aterrizaje a Finanzas.

Fuente: http://www.iprofesional.com/notas/257898-bonos-deuda-bolsa-europa-titulos-publicos-finanzas-comisiones-fondos-caputo-city-ahorrista-El-jueves-ultimo-capitulo-de-la-deuda-Toto-Caputo-aprovecha-el-momento-para-buscar-2500-millones-de-euros

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.