Post Top Ad


Post Top Ad

5 sep. 2018

Los ingresos ya muestran la recesión

Los datos de la AFIP anticipan una caída de la recaudación impositiva en términos reales, ya que la inflación a agosto seguramente rondará el 35 por ciento interanual, por arriba de la suba de los ingresos fiscales. El IVA subió aun menos: 31,9 por ciento.

La recaudación impositiva sumó en agosto 293.418 millones de pesos, con un incremento interanual del 32,6 por ciento. En los primeros ocho meses, los tributos acumularon 2.154.277 millones de pesos, con un avance de 28,6 por ciento en relación con igual período de 2017. La inflación se ubica hasta julio en un 31,7 por ciento interanual y aún resta conocerse el dato de precios para agosto. Los consultores aseguran que tendrá un piso de al menos 4 por ciento en el mes, lo que aceleraría la inflación interanual hasta un 33 por ciento. El resultado es que la recaudación tributaria habría anotado una caída en términos reales, lo que podría ir potenciándose en la segunda parte del año debido a la caída de la actividad económica y las presiones de precios. Las retenciones, no obstante, permitirían compensar en parte este efecto.

El informe de ingresos tributarios de la AFIP detalló que el IVA neto se ubicó en 98.116 millones de pesos, con un incremento del 40,3 por ciento interanual. El IVA impositivo avanzó un 31,9 por ciento, al tiempo que el aduanero avanzó 54 por ciento. Esto indica que, a pesar de la recesión, las importaciones no se frenaron. Parte de la suba del IVA aduanero se explica también por el fuerte incremento del dólar, que en el último año avanzó de 18 a 39 pesos.

Desde la entidad recaudadora aseguraron que hubo algunos elementos que impulsaron los tributos en agosto. “El resultado global se vio favorecido por el primer anticipo de ganancias de personas humanas y bienes personales, que ingresó en agosto, mientras que el año pasado se había contabilidad en julio. Además hubo un día hábil más para el impuesto a los débitos y créditos respecto de agosto del año pasado”. El organismo, no obstante, agregó que hubo factores que moderaron el efecto. “El aumento interanual de la recaudación se vio atenuado por los mayores montos de devaluación de retenciones de IVA por el régimen de comercialización de granos y por la devaluación de IVA para los exportadores respecto del año anterior”, mencionó la entidad.

Volviendo a los detalles de la recaudación, el rubro débitos y créditos anotó un alza de  40,8 por ciento, mientras que los derechos de importación marcaron un avance de 51,0 por ciento. Esto último, al igual que ocurrió con el IVA aduanero, se explica por la tendencia del modelo económico a favorecer las importaciones sobre la producción del mercado interno y por la fuerte devaluación de la moneda. En cuanto a los derechos de exportación, es decir las retenciones, hubo una caída del 3,4 por ciento. Esta baja se explicó por el complejo sojero. “La caída fue producto de la baja en los volúmenes exportados por los que se pagaron derechos (impuestos) y por la reducción progresiva de retenciones para el complejo sojero”, detalló la AFIP. Es una situación que se revertirá a partir de septiembre, debido a que el Gobierno anunció la vuelta de las retenciones para el conjunto de productos de exportación. Incluso estarán gravadas las ventas de exportación de servicios. Esto último es inédito: en la argentina no se habían hasta ahora cobrado impuestos a la exportación de servicios.

En cuanto al impuesto a las Ganancias, se registraron 68.701 millones de pesos, con un incremento interanual de 44,9 por ciento. Por su parte, los impuestos a la seguridad social acumularon 69.916 millones, con un incremento del 21,5 por ciento. “El aumento se vio moderado por los efectos de la reforma tributaria aprobada a fines del año pasado”, indicó la AFIP. El dato resulta preocupante porque implica que los recursos de la seguridad social aumentaron 10 puntos menos respecto de la inflación. En lo que refiere a los impuestos por combustibles, subió un 31,1 por ciento, al tiempo que los bienes personales bajaron un 11,9 por ciento, que se explicó por la suba del mínimo no imponible y la baja de la alícuota para el período 2018. El titular de la AFIP, Leandro Cuccioli, dijo que en lo que va del año el organismo sobre cumplió la meta tributaria. Lo que no dijo que fue por la inflación. Tampoco dijo que sin reimplementar retenciones el organismo se hubiera visto en serios problemas para alcanzar un aumento de la recaudación en términos reales este año.

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/140052-los-ingresos-ya-muestran-la-recesion

No hay comentarios.:

Publicar un comentario