Post Top Ad

2 oct. 2018

El ABL de la Ciudad vendrá recargado

El ajuste estará muy por encima de la inflación que estima el propio gobierno para el período y también del aumento de los salarios, particularmente de los estatales. La norma prevé afrontar subsidios que le traspasó la Nación.

El proyecto de ley de Presupuesto 2019 que el Ejecutivo porteño tiene listo para enviar a la Legislatura contiene un incremento del ABL del orden del 34 por ciento y con topes del 38 por ciento, muy por encima de la inflación que estima el propio Gobierno para el período y también del aumento de los salarios, particularmente de los estatales. La norma prevé afrontar subsidios que la Nación traspasó a todos los distritos por un total de 6994 millones de pesos. Ese mayor gasto también se afrontaría con una rebaja de cuatro puntos porcentuales en la obra pública.
El presupuesto porteño se confeccionó bajo los mismos supuestos que su par nacional: inflación del 23 por ciento, dólar promedio en 40,1 pesos y una caída de la actividad económica del 0,5 por ciento. A pocas semanas de la presentación de esas proyecciones por parte del ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, los números ya están bajo sospecha por parte de los economistas que incluso simpatizan con la alianza Cambiemos.

El ajustazo fiscal del “déficit cero” al que se comprometió el Gobierno nacional a instancias del FMI generó una presión sobre las provincias y la Ciudad, que debieron absorber el pago de subsidios de los que antes se hacía cargo la Nación. Mauricio Macri le transfirió a la administración porteña el control sobre 33 líneas de colectivos, que son las que circulan solamente por la Ciudad, lo cual implica afrontar un subsidio de 4100 millones de pesos anuales. Además, el fisco de la Ciudad se hace cargo de la tarifa social de los usuarios luz (700 millones de pesos) y de agua (380 millones de pesos). La eliminación del Fondo Federal de la Soja implica para la Ciudad resignar unos 870 millones de pesos por mes. El modo de solventar dichos gastos fue aumentar la presión tributaria a través del ABL, el cobro de Patentes y la rebaja de la obra pública.

“En lo que respecta al Impuesto Inmobiliario/ABL, se prevé un incremento promedio del 34 por ciento, estableciéndose un tope del 38 por ciento”, dice el proyecto oficial. El cumplimiento del pago del ABL “al día” permitirá obtener una bonificación del 10 por ciento, arenga la administración de Horacio Rodríguez Larreta. El esquema de aumentos será el siguiente: unas 573.000 partidas tendrán un incremento del orden de los 100 pesos mensuales; unas 670 mil boletas llegarán con subas de entre 100 y 150 pesos por mes y 380 mil propiedades pagarán aumentos de entre 150 y 450 pesos por mes. Se prevé que el ABL recaude 22.751 millones de pesos el año que viene, lo cual implica el 7,7 por ciento del total de los ingresos.

Por otro lado, el gobierno porteño no iniciará el año que viene nuevas obras de infraestructura sino que sólo se dará continuidad a las vigentes. “No estamos pensando en iniciar obras nuevas, pero sí garantizar fondos para obras en marcha”, afirmó Martín Mura, ministro de Economía y Finanzas del Gobierno de la Ciudad. El ajuste en obra pública hará que el peso de esa partida en el presupuesto baje del 25 al 21 por ciento. Entre las obras más importantes está el Paseo del Bajo y los viaductos Mitre y San Martín. La obra pública demandará 51.640 millones de pesos en 2019.

El Gobierno porteño también proseguirá con la política de rebaja del impuesto a los Ingresos Brutos, que representa el 54 por ciento de los recursos tributarios de la Ciudad, lo que equivale a un total de 160 mil millones de pesos. El costo fiscal de la baja de IIBB está estimado en unos 7 mil millones de pesos. La industria manufacturera tendrá un recorte de la alícuota del 2 al 1,5 por ciento; en transporte y comunicaciones bajará del 5 al 4,5 por ciento y en construcción, del 3 al 2,5 por ciento.

Uno de los rubros que aumentará su porcentaje en el presupuesto total es el ítem Seguridad, que tendrá una suba de 31,4 por ciento frente al año pasado, para llegar a un total de 46.500 millones de pesos. La partida de Educación contará con un presupuesto de 57.405 millones de pesos, lo cual implica una suba anual del 30 por ciento. Un porcentaje similar se incrementan los fondos destinados a la Salud, por un total de 49.300 millones de pesos. Las paritarias de trabajadores estatales de la Ciudad contemplan un aumento del 23 por ciento, en línea con la inflación que los economistas del gobierno nacional calcularon para 2019.

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/145857-el-abl-de-la-ciudad-vendra-recargado

No hay comentarios.:

Publicar un comentario