Post Top Ad

5 jul. 2019

Cielos alborotados: por qué la pelea por apertura a aviones de EE.UU. es más retórica que real

Mientras que en el seno de Aerolíneas se acompaña la decisión de Transporte, sindicatos y analistas observan el pacto como una "entrega del espacio aéreo"


Los conflictos asociados a la política aerocomercial que propone el macrismo no dejan de sucederse y adoptar nuevos perfiles.

A la ya conocida oposición de los gremios al modelo de aerolíneas "low cost", ahora cobró fuerza un nuevo frente de malestar derivado de un reciente acuerdo. El que, rubricado entre el Ministerio de Transporte argentino y su contraparte estadounidense, elimina los topes a la cantidad de vuelos entre ambos países y, además, promueve la competencia entre prestaciones de la industria como el servicio de rampas.

Para las organizaciones, el acuerdo que entrará en vigencia el 1° de enero de 2020 implica una "entrega de los cielos" a la potencia, en tanto habilita frecuencias sin techo y alienta asociaciones con otros operadores para volar dentro de la Argentina.


A la par, permite que estas empresas operen con empleados norteamericanos en nuestro territorio o salgan a brindar prestaciones como las que aquí ofrece con predominio absoluto la estatal Intercargo.

"Hace años se negoció y fijó un tope de licencias para frenar la avanzada de empresas estadounidenses y eso es lo que se quitó por completo ahora. Ya tenían una ventaja enorme al operar más del 90 por ciento de las más de 80 frecuencias semanales que hay entre Estados Unidos y nuestro país. Esto es una sumisión completa a la industria de Estados Unidos", dijo a Profesional Marcelo Uhrich, referente de la Unión del Personal Superior (UPSA).

Desde el gremio remarcaron que la política de las empresas aerocomerciales estadounidenses fuera de su país "son predatorias", y expusieron que el nuevo convenio es un atentado directo al buen funcionamiento de Intercargo.

"Es una de las pocas empresas del Estado que tiene superávit. Permitir que las compañías ahora tengan sus propios servicios de rampa transformará a Intercargo en otra empresa deficitaria y atada a algún eventual subsidio", expresó Uhrich.

Junto a APLA –pilotos–, APTA –técnicos–, UALA –pilotos de Austral– y ATCPEA –tripulantes de cabina–, UPSA encabeza un frente sindical que mantiene una oposición confesa a las medidas que bajan desde la cartera que encabeza Guillermo Dietrich.

Con relación al nuevo acuerdo, las organizaciones remarcan que la aparente simetría a la que hace referencia Transporte al momento de dar cuenta del pacto, es impracticable dada las diferencias en términos de flotas y espalda financiera que ostentan las compañías de Estados Unidos y Argentina.

Aseguran que, una vez vigente, el acuerdo podría permitir ofertas súper agresivas por parte de las firmas norteamericanas que afectarían de muerte el servicio de Aerolíneas Argentinas.

En Aerolíneas, de acuerdo

Lo llamativo es que en la misma empresa aérea estatal celebran el entendimiento sellado entre ambos países y hasta señalan que lo firmado alentará convenios con otras compañías. En torno a la línea de bandera aseguran que, salvo por el aspecto anterior, el acuerdo no cambiará demasiado las cosas en el escenario aerocomercial doméstico.

"El impacto, de tener lugar, será positivo antes que negativo. El acuerdo, por ejemplo, hará factibles los ‘joint venture’ como los que quiere negociar Aerolíneas Argentinas y promueve facilidades para llegar a ese tipo de alianzas. En cuanto a la apertura de rutas, la ausencia de limitaciones no cambia demasiado las cosas. Hoy no se estaba ni cerca del techo de 112 frecuencias semanales permitidas hasta este momento", sostuvieron ante iProfesional fuentes de la estatal.

Desde Aerolíneas Argentinas aseguraron que el pacto no es diferente del que ya rige con los gobiernos de Chile, Nueva Zelanda o España.

"Lo que promoverá, en todo caso, es una mejora en las relaciones entre los países. Se ha dicho que las empresas estadounidenses podrían volar cabotaje y eso no es así. De querer hacerlo, deberán abrir una filial en la Argentina, disponer de aviones con patente local y contratar empleados de nuestro país. Pero eso es si hay un interés desmedido por nuestro mercado. Lo más probable es que nada cambie demasiado", destacaron.

En el ámbito de los expertos, las posiciones frente al acuerdo con los Estados Unidos también están divididas.

Franco Rinaldi, reconocido especialista del mercado aerocomercial, celebró la decisión de "liberalizar el espacio aéreo" y dijo a iProfesional  que la oposición sindical responde únicamente "a una cuestión ideológica".

"El acuerdo implica generar más flexibilidad para el transporte comercial y de carga entre ambos países pero eso no significa que, necesariamente, las empresas estadounidenses vayan a radicarse en la Argentina o apunten a dominar el mercado. Eso está muy lejos de suceder en tanto el mercado aeronáutico local no crecerá en el mediano plazo", argumentó.

Diferencias entre analistas

Según Rinaldi, las compañías norteamericanas ya operan los servicios que consideran atractivos –con frecuencias a Miami, Houston, Nueva York, Los Ángeles, Dallas, Los Ángeles y Atlanta–, por lo que la mayor apertura no generará una catarata de pedidos de rutas.

"Lo que se comenta sobre la posibilidad de que estas compañías también vuelen cabotaje es muy poco probable. No tendría sentido mover flotas tan grandes para venir a pelearle plazas internas a Aerolíneas Argentinas. Tampoco estas empresas se instalarían en el país con empleados estadounidenses, como también se ha dicho. La idea de trabajadores ganando en pesos es descabellada", expresó.

El analista sostuvo que, en la práctica, el acuerdo alentará autorizaciones "más rápidas y fluidas para volar a más destinos en Estados Unidos" pero que no necesariamente promoverá la instalación de un "hub" en el país, como se comenzó a rumorea en el segmento aeronáutico local.

"En términos geográficos, a las empresas norteamericanas les conviene más operar con bases en Brasil. Primero, porque es un mercado de cientos de millones. Luego, porque está mejor conectado con el mundo y con la misma Sudamérica. Se están reproduciendo muchas versiones que en la práctica, en términos de negocio, no tendrían mucho sentido de ser llevadas a cabo", enfatizó Rinaldi.

En la vereda de enfrente, Diego Dominelli, director de Aviación en Argentina, se mostró crítico con el acuerdo y sostuvo ante iProfesional que la medida le agrega complicaciones a un segmento que enfrenta una de sus peores crisis en años.

"Avianca acaba de dejar de volar en Argentina, Andes paga los sueldos en cuotas y está en etapa de reformulación de su negocio, Flybondi y LATAM tienen sus problemas. Y en este contexto, Transporte va y firma este acuerdo, que además se rubricó a espaldas de los trabajadores tanto estadounidenses como argentinos", expuso.

Dominelli reparó en la asimetría entre los actores. "Estados Unidos tiene una flota enorme y ya vuela varias rutas hacia Argentina, siendo que desde acá apenas van LATAM y Aerolíneas. Que exista igualdad legal no borra que en lo operativo los norteamericanos no puedan imponer con total facilidad sus servicios", dijo.

"En tanto no tendrán problemas de matrícula, podrán cubrir trayectos dentro de Argentina a través de sus socios internacionales. Y sin que tampoco importe la nacionalidad de la tripulación. Al mismo tiempo, la posibilidad de que usen sus propios servicios de rampas abre un negocio apetecible para muchos actores de Estados Unidos", añadió.

El experto sostuvo que esta apertura terminará liquidando el superávit que hoy ostenta la estatal Intercargo.

"Es una empresa que hoy brinda servicios en aeropuertos que no les interesan a estos operadoras a partir del financiamiento que obtiene en las terminales de mayor circulación. Que se permitan otros servicios de rampas en Aeroparque, Ezeiza o Córdoba atenta directamente contra los números de Intercargo. Se volverá deficitaria a una empresa que hoy funciona y cumple un rol clave en los lugares descartados por la competencia", concluyó.

Fuente: https://www.iprofesional.com/economia/295360-aerolineas-argentinas-delta-united-Aerolineas-de-EE-UU-en-Argentina-que-cambia-la-apertura

No hay comentarios.:

Publicar un comentario